fbpx

Como comemos lo que compramos, el éxito reclina en este momento (al que muchos, por cierto no dan importancia) pero es muy importante programar lo que se va comprar con una super lista de la compra libre de pecados y que se ajuste a tú menú semanal para llevar una dieta correcta.

Sin pecado al alcance de tu mano no serás pecador

Pasos a seguir para lograr el éxito:

¿Como preparo la lista de la compra para llevar una dieta saludable?

El secreto es este,  prepara una buena lista de la compra que se ciña a tu dieta saludable y en el supermercado ajústate a ella.

Acude al supermercado sin hambre.

Muuuy importante!! cuando tenemos hambre nuestro cuerpo manda señales al cerebro para solucionar dicha situación y este hará que tus ojos busquen alimentos calóricos de manera desesperada como señal de alarma.

Elige más productos frescos.

Cuando compres, procura que en tu cesta predominen los productos frescos, son más nutritivos y tienen menos aditivos, menos sodio y menos procesamiento que pueden agregar azúcares, grasas trans y químicos… y sobretodo evita los alimentos precocinados!! Además, para complementar tu dieta, al alimentarte con estos productos, te saciarás más a lo largo del día.

Escoge frutas, verduras y pescados de temporada.

Con este truco lograrás consumir productos más frescos y más nutritivos, pues al encontrarse en su mejor época de consumo, tienen buenos nutrientes para la temporada que transitamos.

Lee las etiquetas nutricionales.

Aprende a ver lo que comes y que no te engañen. Leer el etiquetado puede aportar muchos datos útiles, de hecho no compres productos que contienen más de 5 elementos o que no sabes lo que son. “Si quiero comprar menestra, porque le añaden almidón de…” por ejemplo. Por sino lo sabías, los ingredientes están ordenados según su proporción. Por lo tanto si el azúcar está en primer lugar significa que es un alimento con un contenido demasiado alto en azúcar refinado y NO DEBES COMPRARLO.

El orden de la compra es importante.

Para mantener la cadena del frío y no estropear la calidad nutricional del alimento: primero alimentos que no necesitan frío (cereales, conservas, agua, algunos vegetales y frutas), después los que me encuentro en neveras y por último los congelados y si se mantiene en bolsas térmicas mejor.

Hasta aquí tu lista de la compra, verás como es más fácil alimentarse más sano, como tu bolsillo lo nota y la dieta la cumples gestionando como un estilo de vida y no como un sufrimiento..

Abrir chat
Hola 😉
¿Te podemos ayudar desde el Centro de nutrición y cocina Andrea Antúnez?🍎